Acudir al buen juicio

152 0

Por: Rubén Darío Ceballos Mendoza

Año político este 2023 que definirá política y administrativamente destinos locales, municipales y departamentales en el ámbito nacional que constituyen razones de peso para que acudamos con buen juicio a el próximo proceso electivo de octubre que determinará en gran parte y en buena medida la suerte por venir de nuestras unidades territoriales, que, para el caso de Santa Marta, reviste singular y universal importancia por estar a puertas nuestra ciudad al conmemorar 500 años de fundada para el mundo occidental por la corona española, y motivo suficiente para abanderar un grande alegato que nos lleve a cambiar el estado de cosas en que nos encontramos. Nos oxigenamos o seguimos el camino sin retorno de lo abisal, de ahí que debamos entender que el sólo hecho de oxigenarse política y administrativamente son razones más que suficientes para justificar el cambio que necesitamos y la población decente pide, solicita, clama y reclama con justos y sobrados motivos.

 

El estado de cosas políticas y administrativas que estamos viviendo, está porque además de haber estado, lo hemos permitido hoy más que nunca, que se han pretermitido todo el conjunto de reglas implícitas de conducta entre los actores del poder, que ya hoy vienen siendo los mismos con las mismas. No debe fundarse en consecuencia el hacer político que debemos adelantar como una amenaza, sino como un quehacer encaminado con decisión a cambiar lo malo y peor de como venimos siendo gobernados, a fin de no permitir que sigan inmerecidamente entronizados en dignidades que demostrado está, les quedaron grandes y se sigan amangualando al unísono, sin importarles el porvenir, hoy al garete, de la población y sus territorios. Tienen claro que entre ellos se pueden lacerar, pero no conciben que desde afuera se les usurpe, derroque, rete o desafíe y es lo que toca hacer y además derrotarlos con un sólido trabajo, pleno de argumentación y soluciones valederas, posibles, factibles, probables y confiables.

 

El porvenir hay que trabajarlo desde el ahora, oponernos con entereza y definidas protestas contra las intolerables actuaciones corruptas y mezquinas de nuestros gobernantes, en lo que importa desde el otero de la convicción proponer, teorizar y elevar la conciencia para que ayude a consolidar una comunidad mejor. Igualmente tenemos que entender que no podemos quedarnos en la crítica, útil ella solo cuando se trata para dar inicio a acciones de restauración, interesando entonces construir la idea de resaltar y ofrecerle el respaldo a quienes decidan arriesgarlo todo para edificar una ciudad y un departamento cada vez más justos, equitativos, igualitarios, libres y ordenados, más cuando desde la política y el manejo administrativo público todo parece ser desilusión y desánimo, cobrando en consecuencia mayor fuerza exaltar a un grupo que como Dignidad trabaja sobre puntos trascendentales del quehacer de la actividad pública para dignificar la política para con ello dar una luz de esperanza en medio de la desilusión y la confusión colectiva.

 

De eso se trata, de apostar en común, ya que evidente es que no hay comunidad que pueda avanzar en la definición y consecución de objetivos comunes si no cuenta con políticos probos, capaces, preparados y dispuestos; tampoco comunidad alguna que se precie de estar a tono con las naturales necesidades que se generan en su interior si no cuenta con una dirigencia política capaz de satisfacerlas oportuna y adecuadamente; y menos, comunidad que pueda desarrollarse armónica y sosteniblemente cuando su dirigencia política es mediocre y cuando sus integrantes desconocen la  utilidad práctica de la verdadera política. rubenceballos56@gmail.com tw: @CeballosRuben56–Ing: @rubenceballos2021  *Jurista

Related Post

Por qué votaré en blanco

Publicado por - 12 junio, 2022 0
Por Jorge Enrique Robledo  Las pasadas elecciones no tienen antecedentes en la historia de Colombia. Porque, por primera vez, no…

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!