Defensoría realiza seguimiento a situación de derechos humanos de los niños y niñas Wayuu

58 0

El Defensor del Pueblo, Carlos Camargo Assis, en sesión técnica virtual ante la Corte Constitucional para el seguimiento a la Sentencia T-302 de 2017, destacó avances hacia la garantía progresiva del derecho fundamental que afecta niños y niñas Wayuu en La Guajira. Resaltó el Programa Guajira Azul, mediante el cual se busca darle agua potable a todas las comunidades étnicas de la región, si bien afirma que aún no cuenta con total cobertura en zona rural de la alta Guajira.

La Defensoría del Pueblo realizó una visita de acompañamiento y seguimiento en terreno del 26 al 29 de mayo de 2021, que incluyó trabajo con las comunidades de Ciruelos y Malawuiaka en Riohacha; los corregimientos El Pájaro y La Manzana, y ranchería de Mayapo en Manaure; y el corregimiento de Wimpeshi en Maicao, donde verificó la garantía de derechos a la salud, el agua, alimentación y seguridad de los niños y niñas del pueblo indígena Wayuu.

Luego de esta visita y del trabajo realizado por el Comité de Articulación y Coordinación, del que hacen parte dependencias de orden nacional y nuestra regional de La Guajira, el Defensor aseguró que la muerte de niños menores de 5 años ha disminuido en los últimos 3 años, al pasar de 20 casos en 2018 a 13 casos en 2020. “Es una situación inaceptable que este año hayan muerto 17 niños Wayuu por esta causa”, aseguró el Defensor del Pueblo. Advierte además que en relación con la prevalencia de desnutrición global en menores de 5 años se evidencia un incremento, pasando de 187 casos en 2019 a 390 casos en 2020 “probablemente relacionados con la pandemia, por lo que se requiere atención urgente por parte de las instituciones del Estado”, aseguró.

Destacó la creación de los Centros de Recuperación Nutricional en Riohacha y Manaure por parte del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, que atienden niños y niñas con desnutrición aguda moderada o severa hasta su recuperación, con un modelo que vincula a padre, madre o cuidador. “Es clave llevar esa oferta a la Alta Guajira, fortaleciendo el apoyo de la Gobernación y las Alcaldías, para dar atención sostenida a los niños y niñas una vez se han recuperado”. También destacó la creación de Unidades Comunitarias de Atención (UCAs), que entrega suplemento alimenticio a menores de 5 años, mujeres gestantes y lactantes. “Son un mecanismo de atención inmediata y cercana a las comunidades, pero los cupos son limitados”, aseguró Camargo.

El Defensor Carlos Camargo destacó además el trabajo que desarrollan las Unidades de Búsqueda Activa para encontrar proactivamente casos en las comunidades y darles atención oportuna, pero lamentó dificultades en su funcionamiento durante la pandemia. “El Programa 1000 días para cambiar el mundo, que se enmarca en la Estrategia Ni 1+, con entrega de bienestarina líquida, junto al Programa de Alimentación Escolar en el departamento, contribuyen a reducir las muertes por desnutrición”, aseguró Camargo Assis.

“Reconocemos las dificultades que puede implicar la existencia de cerca de 5.000 autoridades tradicionales en el departamento, y su dispersión territorial en clanes con organización comunitaria muy diversa, en condiciones ambientales y geográficas de alta complejidad. Por eso se requieren estrategias creativas con base en el conocimiento de las comunidades y sus territorios para eliminar las muertes por desnutrición entre niños y niñas Wayuu”, puntualizó el Defensor.

El Defensor insistió en “que para superar el estado de cosas inconstitucional es necesario que el Estado avance progresiva y programáticamente hacia la garantía del goce efectivo del derecho fundamental afectado. Los niños y niñas Wayuu se merecen todos nuestros esfuerzos para poder vivir preservando sus usos y costumbres, en condiciones de dignidad”.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!