Expertos vaticinaron recta final entre Aristides y Virna

419 0

Desde un principio un grupo de expertos se atrevió a vaticinar sobre lo que sería la etapa de cierre de las campañas que buscan ganar la alcaldía de Santa Marta, y a juzgar por las últimas y variadas mediciones, atinaron: Aristides Herrera y Virna Johnson, van a una especie de cabeza a cabeza para este 27 de octubre. Los otros candidatos se quedaron rezagados y con pocas opciones, según rezan las mismas mediciones que ya se han hecho públicas.

Atrás quedaron las campañas tradicionales y los convencionalismos que en otras épocas definían con antelación lo que ocurriría en las urnas el día de las elecciones. En aquellos tiempos todo se definía en las estructuras y poco o nada quedaba en situación del elector. Hoy el asunto, cambió.

Sino revisemos un poco lo que tiene metido en las finales a Aristides Herrera o el “Man del Agua”, como se le conoce en todos los estratos, quien a merced de su liderazgo y de su singular manera de atender a las comunidades, logró meterse en la final, llegándole a media cuadra a la estática y lúgubre, Virna Johnson quien sobrevive por los impulsos ajenos que le otorga un Carlos Caicedo cada día más desgastado por los incumplimientos tangibles de los últimos ocho años en el poder. Es la candidata del establecimiento sin mayores reportes de crecimiento.

Aristides se fue a los barrios, escogió hogares y pasó la noche en ellos, luego a los semáforos y sin rodeos habló de movilidad, de intervención de la malla vial y pidió que votaran por él.  Después se le midió a una encuesta que permitiría saber quién gusta más; si Juan Carlos Palacio o Arístides Herrera y no solo terminó cumplidor del acuerdo sino ganador delante de la gente que no le permitió irse del debate.

Pero la historia no terminó allí. Herrera, avanzó con una acción singularmente extrema y clara: mostró cada detalle del robusto expediente que cargan Virna, Caicedo y Martínez, sus aliados y mentores. Todo un prontuario que es digno de investigaciones oficiosas y otras impulsadas por quienes se sienten abusados.

Lo más reciente: Aristides, fue capaz de remar en las aguas putrefactas del emblemático Pescaíto, en medio de la lluvia pertinaz y de la noche avanzada, desde un bote que parecía más una embarcación artesanal, habló de las razones que le permiten representar lo que en las mismas comunidades reconocen como El Verdadero Cambio. En coro y desde cada terraza bañada por lo escremental, los pescaiteros, solo le exigieron a Aristides que garantizara la solución a esa debacle ambiental que no ha sido resuelta por gobierno alguno.

Sin contramarchas, habrá que decir que la candidata de la alcaldía, la señora Virna Johnson, no la tiene fácil: ella lucha por ganarle a los operadores judiciales que atienden copiosas denuncias en su contra, todas por corrupción, y en el debate, enfrenta la complejidad de vivirlo sin poder articular una sola palabra, pero con la necesidad de vencer a quien todos los días interpreta mejor a la gente y sube vertiginosamente en las encuestas enrutándose hacia una final que fue cantada por los expertos y ahora rubricada por la gente a pocos días de este 27 de octubre que está como para alquilar balcones.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!